La Manicura Para Gatos

 
Publicidad
 

Es todo un desafio “hacerle las manos” al minino, es decir una buena manicura pero bien vale la pena intentarlo si no quiere quedar rasguñada como un corte de tela cuadrillé.

Lo mejor será apropiarse de un alicate para uñas especial de manicura para gatos que se consigue en cualquier peluquería para mascotas.

Una leve presión en la pata pondrá al descubierto las garras. El mal crecimiento de la uña puede hacer que ésta se clave en la almohadilla de la garra y se infecte, y en ese caso hará falta la asistencia de un veterinario.

Por eso, a cortar se ha dicho. Una vez tomada la pata corte cuidadosamente la uña por el extremo blanco. Es mejor pecar de prudentes y cortar poco la uña antes que pasarse. Un corte en la carne viva resultará dolorosa y provocará hemorragias.

Si no estamos muy seguros o nos ponemos nerviosos será mejor dejar la tarea para un especializado en peluquería de mascotas.

El servicio de manicura para gatos es económico y rápido, sólo hay que pedir o turno con anticipación. En cuanto a la periodicidad dela manicura, usted misma podrá darse cuenta cuándo es necesaria, inspeccionando regularmente las patitas del animal.

Suscríbete a nuestro Feed y recibe cada nueva actualización.

 
Publicidad
   

Artículos Relacionados

Nuestros artículos
en tu eMail

Suscríbete a nuestro Feed y recibe cada actualización del blog.