Saltar al contenido

Quesos Argentinos: Clasificación y Porcentaje En Grasa

Conocer los quesos argentinos

Esta breve guía permitirá conocer la consistencia y el porcentaje en grasas de los distintos quesos argentinos. Se utilizaron aquellos que se consideran de mayor consumo.

Los porcentajes están establecidos sobre 100 gramos de queso neto.

Quesos de untar o cremosos

Se consumen inmediatamente después de elaborados.

  • Cottage: 4% de contenido de grasa (muy bajo tenor graso)
  • Blancos: 8 al 10% de grasa (bajo contenido)
  • Petit-suisse: 14% de tenor graso (mediano contenido)
  • Ricotta: 6% de grasa en la ricotta descremada; 13% en la entera
  • Crema: tienen entre un 25 a un 30% de tenor graso, hay

Algunos que contienen un mínimo de 18% de grasa (todos se consideran de alto contenido).

Quesos blandos

Algunos quesos argentinos se adhieren al cuchillo, otros no pueden untarse y algunos no tienen corteza.

  • Sin maduración: cuartirolo, fresco, Port Salud, Cremoso Argentino (de 20 a 30% de contenido graso. El doble crema tiene de 25% a 40% de grasa; la mozzarella argentina de un 15 a 18% de grasa.
  • Con maduración: camembert, roquefort, romadur de 20 a 35% de grasa.
  • Fundidos untables: de 20 a 30% de grasa.

Quesos semi duros

Son quesos argentinos semi duros firmes pero de sabor suave y fáciles de cortar. En esta clasificación entra el queso gouda, fontina, Mar del Plata o pate gras, Holanda cheddar, gruyere, emmenthal, edam, tienen entre un mínimo de un 25 hasta un 40% de grasa y se los considera de alto contenido en grasa.

Quesos duros

Los quesos argentinos duros se cortan con dificultad, sobre todo cuando están bien estacionados, tienen sabor fuerte picante. El parmesano, sbrinz, reggianito, sardo, provolone tienen un porcentaje de grasa muy variable. Desde un 28% el reggianito hasta un 40 % el parmesano o provolone.

Esta clasificación en calidades y tenor graso permitirá armar los menúes controlando su inclusión para no incorporar grasas extras.

Todos los porcentajes de grasas son aproximados, y están detallados al solo efecto de colaborar con el ama de casa y a modo de guía.

No son valores absolutos ya que las composiciones varían con las marcas, el tipo de leche utilizada y el tiempo de estacionamiento que tienen los quesos.