Semilla De Naranja

0
41

Estamos sentados sobre  un barril de informaciones explosivas y no nos damos cuenta. Jamás el hombre podrá construir una maquinaria que por compleja que fuera, pudiera conseguir jugo de naranja con un montículo de tierra como materia prima, pero plantemos una semillita en el montículo, y al cabo de unos meses tendremos naranjas cargadas de jugo.

El gen ha estado destrabando y acumulando informaciones del barril a través de las centurias, es decir que viene haciéndolo hace 3,500 millones de años, lidiando con el azar, con la aleatoriedad del medio ambiente, pero finalmente tiene la fórmula para obtener naranjas.

Los biólogos actuales se han ido por la BIOLOGIA MOLECULAR, y ha sido lo correcto, porque gracias al estudio de las macromoléculas, CRICK dio con los ácidos nucleicos que conforman el GEN y  por la BIOLOGIA CUANTICA, buscando caminos en la ley de la INCERTIDUMBRE planteada por HEISEMBERG, pero se han olvidado de las centurias ciegas del azar que tuvo que atravesar la vida, descuidan el tiempo abismal durante el cual el gen estuvo patinando sobre las centurias, lidiando con el azar.

Es un tiempo enorme que quedó registrado en la historia de la vida.

Semillas de naranja
pixel2013 / Pixabay

La biología de los laboratorios está descuidando la madriguera de la vida. Ella sucedió de una vez y para siempre en el hundimiento que la masa del sol provocaba  en la red del ESPACIO-TIEMPO, al fondo del cual giraba un planeta estremecido por la sordidez y aleatoriedad de sus elementos.

Justo en el cruce único de dos ejes espacio temporales estuvo el escenario para que el azar de la geología y meteorología terráqueos dieran con la aparición de la primera cianobacteria.

Es cierto que la PALEONTOLOGIA siempre ha tratado de colocar la vida en las coordenadas del tiempo, no otra cosa son los fósiles, pero se trata de un tiempo cronológico por medio de la medición del carbono 14, pero no cósmico, en el sentido que lo estudió Einstein.

Los relojes marcan todos el mismo tiempo, pero en el reloj del mendigo el tiempo es lentísimo y aburrido, en cambio en el del científico es veloz y no le alcanza: la INFORMACION ha venido a modificar el TIEMPO. A mayor información el tiempo será más veloz.

Ya vienen en camino las computadoras cuánticas que traerán mayor información en menor tiempo. En la TEORIA DE LA RELATIVIDAD, Einstein contraponía el tiempo no a la información, sino a la VELOCIDAD de una nave que salía al espacio exterior.

Es clásico el ejemplo de un astronauta que sale al espacio en su nave y regresa al cabo de 30 años y encuentra que los terrestres han envejecido 33 años, tres más que él porque a grandes velocidades, el tiempo transcurre más lento.

Las naranjas empezarán a dar jugo al cabo de unos meses de haber sembrado su semilla  porque ésta ya lleva las informaciones acumuladas y que se repiten indefinidamente en el GEN.  Antes había tardado 3,500 millones de años destrabando informaciones que no tenía, pero los industriales tardarán una eternidad en conseguirlas.

EL TIEMPO cambió dramáticamente con la INFORMACION y en nuestra era él, se está acelerando. La vida, la Evolución han entrado en la vorágine del tiempo acelerado por la información. Cada día aparecen en el mercado nuevos modelos de teléfonos inteligentes y ya la industria avisa que el próximo año, los actuales quedarán obsoletos.

Gen humano
qimono / Pixabay

Estamos hechos de células y minutos. A cada minuto, millones de  células de nuestro cuerpo, mueren y nacen otras tantas programadas por el gen y no nos damos cuenta. Es el TIEMPO el componente que se echa de menos en los análisis de la biología.

La vida cambió las coordenadas del tiempo dramáticamente. No es lo mismo una hora en la soledad del Paleozoico que una hora en las calles del siglo XXI. En aquella hora no había ninguna información, y el tiempo transcurría lentísimo. Hoy las informaciones se atropellan en nuestros televisores, y el tiempo vuela.

La vida es un programa abierto, y como tal va en dirección contraria a la aleatoriedad, derribando el azar y por tanto ganando tiempo cósmico en un planeta atrapado en una hendidura del espacio-tiempo, por eso, una vez más, ella es la Paradoja del universo cerrado, sometido a las leyes Newtonianas.

La vida empezó como una rendija por la que se filtró la luz de la primera información cuando el tiempo era casi estático.

Si lanzamos al aire una moneda no trucada, la aleatoriedad será del 50 % , y el otro 50 % de INFORMACION. Pero si en vez de lanzar una moneda, lanzamos un poliedro de cien caras, la ALEATORIEDAD será del 99 % y la INFORMACION del 1 % como sucedía en el Paleozoico, y se necesitaban muchísimos intentos, lanzamientos al aire, juego de las especies con el medio ambiente hasta conseguir la información.

Hasta que en el Mioceno, el HOMO SAPIENS ya tiene la mayoría de las caras del poliedro cubiertas de INFORMACION y su tiempo se ha acelerado, ya no juega al azar como lo hacían sus primos los HOMBRES DEL NEANDERTAL.

Hombre prehistorico
stux / Pixabay

EL TIEMPO se acorta con LA INFORMACION, vuela con ella, pero su enemigo es el AZAR. Hace tres mil quinientos millones de años estuvo congelado porque las centurias eran el reino del azar hasta que una cianobacteria invirtió el cuadro.

Por medio de LA INFORMACION, EL AZAR quedaba congelado, y EL TIEMPO acelerado. Este es el camino que está recorriendo la vida, iluminando un universo ciego mediante informaciones que destraba, guarda y transmite en el GEN.

Por eso el gen es un programa abierto, lejos del equilibrio del universo encerrado en sus leyes matemáticas. La vida avanza haciendo sus propias leyes como EL METABOLISMO, EL CICLO TROFICO, LA SINERGIA y sobre todo la NEGANTROPIA con la que se yergue como la paradoja del cosmos.

Ella se traga su propia ENTROPIA que como sistema termodinámico, produce, reinventándose, sacando copias de si misma, produciendo generaciones de individuos que nacen sin ENTROPIA ininterrumpidamente y así ella se conserva siempre fresca y renovada, dejando su entropía en los cementerios.

El GEN guarda  las INFORMACIONES de cómo debe hacerlo. La vida es la escalada contra la muerte. Cada información es un peldaño para ascender.

La vida que empezó como una tímida e invisible cianobacteria en la que se abría una pequeña rendija para la información, se convierte hoy en la nave para escapar de la termodinámica de un universo que va inexorablemente hacia su muerte térmica.

Nuestro sol está a mitad de camino, después del cual se convertirá en una enana blanca sin energía para luego explotar con todos sus planetas. Para aquel entonces, la vida habrá escapado a otros lugares de la galaxia o del cosmos.

Esa es la razón por la que ella apareció, para escapar del sistema cíclico de nuestro planeta que por millones de centurias la alimentó. Irá a la búsqueda de nuevas fuentes de energía.

El azar con el que tuvo que lidiar en la tierra habrá desaparecido para siempre con nuestro planeta y por tanto tendrá a la mano todas las informaciones de su galaxia, aunque no del cosmos que le servirán para encontrar y llegar a nuevas fuentes de energía. Como nave que tiene que  despegar de su sistema planetario y abandonar el nicho en la curvatura que el sol originaba, deberá acelerar el tiempo.

Por lo que tengo entendido, Einstein no dejó ningún tratado sobre LA INFORMACION como lo hizo con la teoría de LA RELATIVIDAD. De ella se ha ocupado el famoso físico SHANON, pero lo ha hecho en un contexto comercial, es decir la información y su transmisión en las redes sociales.

Profesor Einstein
ParentRap / Pixabay

En un principio la curvatura del espacio-tiempo era el escenario gigantesco para que actuara la INFORMACION que aún no aparecía-En el Paleozoico ella salió a escena llenando los espacios hasta llegar el Cámbrico en el que se desató una marea de especies destrabando informaciones y llenando el escenario.

El espacio-tiempo empezó a encogerse, y en nuestros días es más que evidente. Las informaciones de aeronáutica, junto a las que versan sobre explosión de motores y algunas de tecnología, hacen que los aviones acorten distancias, acerquen fronteras, encogiendo el espacio y por otra parte las informaciones guardadas en el disco duro, liberadas por las computadoras en pocos segundos, hacen que el tiempo se encoja. Los terráqueos hemos empezado a sentir que nuestro formidable planeta se va quedando pequeño.

Estamos sintiendo que se nos encoge la curvatura del espacio-tiempo en la que estamos metidos, ya no nos alcanza el tiempo, ya no nos alcanza el espacio, debido a que la información crece.

Einstein decía  que el espacio y el tiempo eran RELATIVOS AL OBSERVADOR, nosotros somos el observador que se está agrandando con LA INFORMACION y ya no cabemos en nuestro hueco de espacio-tiempo.

Un kilómetro para una tortuga es una distancia inmensa, para un automóvil es corta, pero para un avión es imperceptible.

El espacio es relativo a la velocidad a la que va el observador y nosotros podemos decir que la velocidad es relativa a la información. A MAYOR INFORMACION, MAYOR VELOCIDAD. Por tanto la información está derribando el espacio y el tiempo

La suma de todas las informaciones que tienen los seres vivos presionan la red del espacio-.tiempo, pero no para curvarla como lo hace la masa del sol sino para liberarnos, encogiéndola.

Las informaciones que sostienen los medios de transporte, hacen que por la mañana estemos en Los Ángeles, y por la tarde en Londres, liberándonos del espacio.

Las informaciones que guardan la medicina y la gerontología extenderán la esperanza de vida más allá de los cien años, liberándonos del tiempo.

LA INFORMACION ESTA PROVOCANDO EL ENCOGIMIENTO DEL ESPACIO-TIEMPO. Una semillita de naranja es la prueba más evidente.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here