Tu Televisor Es La Central Del Sonido En El Hogar

¿No les ocurre que tienen infinidad de aparatos y complementos enchufados al televisor y que dependen del funcionamiento de este?

Tu Televisor
andremergulhaum / Pixabay

Existe otra alternativa mucho más limpia a nivel acústico y que permite tener un sistema de cableado estructurado más eficaz y sostenible. Ah, y es muy fácil de instalar.

Blu-ray, consolas, cámaras, minicadenas, ipods, portátiles… todo lo acabamos conectando al televisor para poder reproducir el vídeo o audio desde estos otros aparatos y poder disfrutar de ello desde la comodidad de nuestro sofá. ¿Les suena, verdad?

Una solución con la que a veces no reparamos es la de instalar un equipo de sonido que potencie la calidad del audio de los contenidos que consumamos y, además, nos sirva de soporte central para conectar todos estos aparatos.

Tele Inteligente
ADMC / Pixabay

Hoy en día, con las posibilidades que ofrece el HDMI podemos concentrar audio y vídeo en un mismo tipo de cable, simplificando y limpiando el mar de cables que podemos llegar a tener en nuestro salón.

Por ejemplo, con una barra de sonido o un sistema home cinema podemos conectar todos los aparatos este equipo y dejar así exclusivamente un único cable HDMI que conecte con el televisor.

Es un sistema de cableado estructurado más eficiente, puesto que podemos ocultar mejor los cables que conectan con la barra de sonido o el home cinema si lo deseamos, para dejar solo un cable a la tele.

Publicidad
   
Hdmi
PIX1861 / Pixabay

Con este cambio, podemos tener el televisor apagado para escuchar el ipod desde el equipo de sonido, o bien centralizar el audio del ordenador en este equipo, o el de las consolas conectadas, etc.

Así nos ahorramos que cada aparato deba tener una conexión directa con la tele, porque a menudo es más incómodo conectar cables al televisor ya que están más escondidos o pudiera estar anclado a la pared. Mientras que conectar o desconectar cables de una barra de sonido o soporte 5.1 es mucho más ágil y directo.

Es más, muchas de estas barras ya están preparadas para ello y tienen una disposición de entradas y salidas de distintos tipos de cable más extensa que la de un televisor convencional.

Consolar y la tv
Pexels / Pixabay

Y todo ello sin hacer mención a la ganancia de calidad de audio que tendremos usando un sistema de cableado estructurado a través de nuestra central del sonido en el hogar.

Porque esta es la parte evidente, ya que la mejora en graves, sonidos ambiente y capacidad de inmersión en aquello que veamos o escuchemos será exponencial.

Un equipo de sonido de calidad es algo en lo que no siempre reparamos, y que una vez hecho el cambio a mejor es difícil volver atrás.

Cuando salió la televisión en HD todos creíamos que ya la veíamos bien antes, pero cuando te acostumbras a la alta definición y luego vuelves a un canal sin ella parecerá que necesitamos gafas.

Publicidad

Qué fácil nos acostumbramos a la calidad, ¿verdad? Esta no será una excepción…

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Comments are closed.